29 de agosto de 2010

PARA QUE?

 
 
Yo siento que al vivir,
estoy muriendo
y que al morir,
sigo viviendo;
mis manos acunan un vacío,
mis dedos se prenden
de claveles y de rosas
coloradas,
que no existen;
me pregunto: dónde está mi infancia?
mis días sin preguntas,
sin respuestas,
y me queda el regusto
de la ausencia,
la tristeza de un día
sin presencias;
yo siento que al vivir
muero un poco
y que al morir
sigo viviendo.




 
http://www.deloquenosehabla.blogspot.com/