23 de enero de 2011

CINDERELA

Mujer,
que escondes,
criatura
abandonada,
en la mitad
de la niñez?;
dime, pequeña
solo sirves para servir,
por ello
nos
servirás,
con diligencia,
y alegría,
madrugarás,
servirás el desayuno,
en nuestros lechos,
no pretendas
un céntimo jamás!
ni recreo, ni paseos,
nada pretendas


Cinderella;
como esclavos
inventados,
hoy hay esclavos
que existen,
en las peores
condiciones,
de la Cinderella
del cuento!